Seguridad

Seguridad

¿Sabes a qué velocidad debe trabajar tu rueda abrasiva?

Al trabajar con algún producto abrasivo es de suma importancia cuidar, considerar y respetar las reglas de seguridad.
Marco Antonio Reyes
Gerente de Ventas Zona Norte
Compartir

Al trabajar con algún producto abrasivo es de suma importancia cuidar, considerar y respetar las reglas de seguridad, tanto al momento de operar la herramienta y cuando se está trabajando con más personas alrededor.

Las ruedas abrasivas no son la excepción. Estas herramientas tienen forma circular que se desgasta de manera uniforme al adaptarse con facilidad en contornos y formas complejas, ayudando a que sea más fácil la operación de la operación de desbaste buscando un acabado constante o arrancar virutas.

La estructura de las ruedas de resina para limpieza de fundición, está compuesta por fibras de nylon, que están impregnadas con minerales abrasivos y resinas sintéticas.

Gracias a la combinación de los elementos antes mencionados, las ruedas abrasivas que se obtienen cuentan con diferentes densidades, durezas, capacidades de corte y diferentes acabados.

Conocer para evitar peligros

Los accidentes que se provocan por exceso de velocidad en la rueda abrasiva pueden derivar por falta de conocimiento de la herramienta. Es importante tener todo claro antes de utilizarla.

Las ruedas están hechas de un grano abrasivo en dispersión con un aglomerante que define su forma; al actuar con una velocidad alta arranca minúsculas partículas del material que se esté trabajando. También cuenta con una liga que sujeta los granos de forma individual.

Hay que tener en cuenta el tipo de grano abrasivo que se utiliza, ya que existen diferentes tipos, desde óxidos de aluminio, carburo de silicio y zirconio, cada uno para diferentes tipos de resistencia, desde alta a baja.

Conociendo a fondo la rueda abrasiva, se puede seleccionar la indicada para lo que se requiere, cuidando la seguridad en todo momento.

¿Cuál es la velocidad máxima en la que debe operar un abrasivo?

Después de seleccionar la rueda abrasiva ideal, es momento de prestar especial atención al concepto de velocidad, tema de vital importancia en la seguridad de uso de abrasivos, para evitar y reducir riesgos.

Este concepto de velocidad en uso de abrasivos se utiliza de dos formas:

 

  • Velocidad angular: Se refiere al número completo de vueltas que da el eje de la máquina por minuto (rpm= revoluciones por minuto).

  • Velocidad periférica: Es la distancia por segundo que recorre una partícula en la periferia de la rueda. Se basa en función del diámetro del abrasivo (m/s= metros por segundo).

Para conocer la velocidad máxima en la que debe operar un abrasivo, se deben tomar en cuenta sus características y el tipo de rueda, ya que marcarán los límites de operación.

No se debe superar la velocidad máxima indicada.

Hay que fijarse bien en las características que marca el fabricante en las etiquetas sobre la velocidad máxima que soporta el producto, sin exceder las revoluciones máximas permitidas, para mayor seguridad.

Según la norma ANSI B7.1 nunca se debe de trabajar la rueda abrasiva por arriba del límite máximo indicado en la rueda.

Es recomendable nunca trabajar la rueda en el límite máximo de velocidad. En Graff Abrasivos te proponemos trabajarla al 90% máximo de la velocidad marcada en la etiqueta. Es decir, si la rueda trabaja a 2,690 RPM operarla a 2,421 RPM.

La velocidad máxima de operación puede estar indicada en m/s (velocidad periférica) o en RPM.

La fórmula de conversión es la siguiente: m/s= RPM×DE X π60,000m/s= RPM×DE X 𝜋60,000. Considerando que DE es el diámetro exterior de la rueda.

A medida que mi rueda rectificadora se desgasta, el diámetro exterior disminuye y la velocidad periférica de igual manera lo hace.

Esto nos da como resultado que la rueda se comporte más suave, recordando que cada 4 m/s que la rueda baje de velocidad periférica, baja un grado la dureza de ella, ocasionándonos:

  • Pérdida de capacidad de corte.

  • Desmoronamiento de la rueda.  

  • Bajo rendimiento de la rueda.
Sin compensar velocidad periférica.

Para evitar estos problemas debemos compensar la velocidad periférica de la rueda usando la fórmula anteriormente descrita.

Compensar velocidad periférica.

Cabe mencionar que la capacidad de corte no es igual cuando está nueva, que cuando está por terminar, ya que no tiene el mismo volumen de grano abrasivo cortando, pero si existe una importante mejoría en ella.

 Por regla general, la velocidad se puede medir según estas características:

 

  • Discos de desbaste, laminados y corte: Estos pueden operar a 80 m/s.

  • Bandas de lija y ruedas flap: Operan a 30 m/s.

  • Ruedas de fibra: pueden operar más bajo, desde velocidades de 20 m/s.

Si no se respeta lo que el fabricante indica sobre velocidad y uso, puede provocar accidentes, poniendo en peligro la seguridad de los operadores.

La seguridad es primero

Para asegurarse de que el proceso será seguro, después de haber tomado en cuenta todas las características que el fabricante estipula sobre velocidad, se debe tomar en cuenta que es importante verificar que la máquina en la que se utilice la rueda esté en perfectas condiciones para una mejor operación.

No se recomienda forzar las ruedas al momento de montarlas en la flecha o alterar el barreno, así como evitar ejercer demasiada presión sobre la rueda en funcionamiento; de esta forma evitará el sobrecalentamiento.

Ya que las ruedas abrasivas son parte de maquinaria, es importante conservarlos siempre en excelente estado antes de utilizarlos. Lo mejor es almacenarlos con temperaturas entre los 15° C y 25° C como máximo.

Los implementos de seguridad son necesarios

No olvides en ningún momento usar lentes de protección, protectores auditivos, guantes, peto y mascarilla a la hora de utilizar herramientas abrasivas. De esta forma se reducen significativamente los accidentes. Asegúrate de que estos elementos se encuentren en buen estado.

Lo mejor es recurrir a ruedas abrasivas de marcas especializadas en diseñar y fabricar productos abrasivos especiales, de alto rendimiento y a la medida de tus necesidades.

En GRAFF no solo te fabricamos ruedas abrasivas de la mejor calidad y rendimiento, sino que recibirás asesoría técnica y capacitación para mayor seguridad sobre el uso de los productos, cuidando la seguridad de los operadores, con ayuda del mejor personal capacitado.

Compartir

Obtén atención personalizada

Recibe nuestro contenido en tu correo