Producción y rendimiento

Producción y rendimiento

¿Cómo afecta a tu proceso de rectificado un mal montaje de ruedas abrasivas?

El montaje de las ruedas abrasivas es una parte fundamental del proceso de manejo de abrasivos.
Eduardo Anaya Pérez
Asesor Técnico de Ventas
Compartir

El montaje de las ruedas abrasivas es una parte fundamental del proceso de manejo de abrasivos. Con esto, no queremos decir que sea lo único importante, sino que esta parte del proceso es importante, ya que si todo lo demás se hace correctamente pero aquí se falla, entonces de poco o nada habrá valido.


Es decir, un mal montaje afecta invariablemente el proceso de rectificado, y eso es lo que trataremos en este artículo, para que podamos entender la problemática que genera el mal montaje de los abrasivos.


Qué es el rectificado


El mundo de los abrasivos es sumamente extenso y es un gran complemento para otras industrias que son, igualmente, gigantescas. Hablamos de industrias como la automotriz, metalmecánica, alimenticia, ferroviaria, médica, aeroespacial y muchas otras.


Todas estas industrias tienen en común que trabajan con ciertos materiales complicados de transformar y que, en un momento determinado, requieren sí o sí de piezas con ciertas dimensiones y/o acabados.


Ahí es donde entra el proceso de rectificado, que es una operación mecánica que permite que un material reciba cierta abrasión con la finalidad de que sus dimensiones y sus superficies sean acordes a las necesidades de su industria.


Este proceso es duro, pero al mismo tiempo delicado, pues requiere de manos capacitadas, materiales de calidad, maquinaria adecuada y elementos de seguridad.


Evidentemente, para su realización se requiere del montaje de ruedas abrasivas, que siempre deberán ser más duras que las superficies que rectifican y se puede hacer en dos tipos distintos de rectificadoras.

Tipos


Hagamos un pequeño espacio para mencionar que el rectificado se puede realizar de diferentes formas y con diferentes abrasivos, por lo que existen diferentes tipos de rectificado.


Podríamos mencionar más de 10 tipos de rectificados, pero esto solo es una mención para tener en mente las distintas formas en las que el montaje, bien o mal hecho, también puede influir. 


Problemas en el rectificado


Como puedes ver, el rectificado es un proceso que tiene muchos factores alrededor, por lo que puede presentar algunos problemas dependiendo de distintos elementos. Sin embargo, abarcamos todo en dos puntos para no divagar demasiado sobre el tema.


  • Por un mal montaje.


Es posible que un mal montaje cause algunos problemas en el rectificado. Probablemente, el peor de todos los problemas recae en la inseguridad de realizar un proceso de rectificado con un mal montaje, pues esto puede ocasionar que una rueda abrasiva se agriete y se rompa, lo que pone en riesgo la integridad de todos.


Hay que recordar que las ruedas abrasivas deben estar en perfecto equilibrio. Un error común es, por ejemplo, que se ajusten las bridas con una presión inadecuada o que se utilicen de diferentes tipos para ajustar las ruedas. También puede ser que se usen herramientas inadecuadas para realizar el montaje de las ruedas.


Todo esto puede traducirse en grietas, no solamente para la rueda, sino también para el material que se está trabajando, al recibir el abrasivo con cierta inestabilidad. Además, las grietas sobre ciertos materiales son muy complicadas de percibir a simple vista y pueden ocasionar fragilidad.


Otro error común es que se fuerce una rueda en la flecha de la rectificadora, o que se altere el barreno para que el abrasivo entre a la flecha. Hacer esto puede ocasionar daños en las ruedas o inestabilidad en la maquinaria. Por ello, no se recomienda hacer esto nunca.


  • Otros.


Además de los errores que pueden ocurrir durante el montaje, existen otros que pueden afectar el proceso de rectificado y que, de cualquier modo, deben ser evitados.


Entre los más comunes están la mala elección de abrasivos de acuerdo al material a rectificar, no corroborar la velocidad límite de los abrasivos y de la rectificadora, hacer rectificado en seco, no usar adecuadamente el refrigerante, remover material demasiado rápido (puede causar fuego y ser peligroso) y mucho más.

Evitar errores


Es importante que, tras leer esto, tomes acciones para corregir y prevenir cualquier tipo de complicación con el uso y montaje de abrasivos. En GRAFF estamos comprometidos a que tu trabajo sea más productivo y con menores costos de producción.


Además, podemos ayudarte para que conozcas cuáles son los tipos de abrasivos que responden a tus necesidades y, por supuesto, con la asesoría técnica que tu plantilla laboral necesita para que la productividad sea más elevada y los accidentes se reduzcan al mínimo.


Conócenos y prueba abrasivos especiales, de fabricación en México,  con nuestros tiempos de entrega precisos. Estaremos felices de asesorarte y orientarte hacia mejores y más seguros trabajos.

Compartir

Obtén atención personalizada

Recibe nuestro contenido en tu correo